octubre 01

Estas son las enfermedades más comunes en perros y gatos

Gracias a la Ley de Tenencia Responsable sabemos que alrededor del 64% de los chilenos tenemos mascotas. El 52% tiene perros; 25% tiene gatos; y 5% tiene otros animales como peces, roedores y animales exótico.

Como verás somos muchos los “PetLovers”, pero debemos recordar que además de entregarles amor, debemos cuidarlas. Por eso no se trata sólo de cariño, sino que también es indispensable que lo lleves a control veterinario y más aún si ves alguna anormalidad en su cuerpo.

Según la recomendación de nuestra veterinaria Melissa Arqueros “debes llevar a tu mascota al médico veterinario por lo menos una vez al año, para la aplicación de sus vacunas preventivas y un chequeo completo de salud. Las desparasitaciones internas las puedes hacer en casa cada 3 meses, y las externas para pulgas y garrapatas deben ser todos los meses”.

Además, la profesional advierte que desde los 7 años tu mascota pasa a ser “senior”, es decir, más viejita, por lo que es importante realizar exámenes anuales de salud para anticiparse a las enfermedades más comunes de dicha etapa.

Ahora, ¡pon atención!. Esta son las enfermedades más comunes en perros:

per1. Parvovirus canino: es una enfermedad viral que ataca las células del sistema digestivo, produciendo una gastroenteritis hemorrágica muy dolorosas y de pronóstico reservado. Esta enfermedad se previene vacunando desde los 45 días de vida, y no exponiendo a los cachorros a lugares públicos o perros desconocidos hasta que no completen su calendario de vacunación a los 3 meses aprox. Los signos más comunes son: decaimiento, pérdida del apetito, vómitos, deshidratación, diarrea, diarrea hemorrágica.

2. Otitis: es una infección del conducto auditivo, que puede ser bacteriana, parasitaria, por cuerpos extraños o fúngica. Puede estar asociada a problemas alérgicos, exceso de humedad, o falta de aseo del conducto auditivo. Los síntomas más comunes son: picazón, sacudidas de cabeza, enrojecimiento o inflamación del conducto externo, dolor, presencia de secreciones, mal olor.

3. Enfermedad periodontal: es una infección de la cavidad bucal y las encías, producida por el exceso de sarro dental. El acumulo de sarro en los dientes produce una enorme cantidad de bacterias dañinas. Con el tiempo se va infectando la encía y ésta va retrayéndose, dejando expuesta la raíz del diente y produciendo que las piezas dentales se vayan aflojando. Se puede prevenir con cepillado regular con productos especializados. Los síntomas son: acumulación de materia café o verdosa sobre la superficie del diente, mal olor, enrojecimiento del borde gingival, sangrado de encías, dolor al masticar, pérdida de piezas dentales.

Enfermedades más comunes en gatos:

gat1. Cálculos urinarios: Los gatos por naturaleza tienen a producir acumulación de sedimentos minerales en vejiga, lo que puede llevar a la formación de cálculos urinarios que pueden producir desde molestias, hasta una obstrucción de las vías urinarias y por consecuencia una falla renal. Comúnmente se producen por administración de dietas de mala calidad (del supermercado) e ingesta de agua de la llave. Los síntomas más comunes de menor a mayor gravedad son: Molestias al orinar (el gato va más seguido a la caja de arena, y orina pequeñas cantidades, o vocaliza al orinar como signo de incomodidad), sangrado en la orina, lamido constante de genitales, obstrucción completa (el gato trata de orinar, pero no puede), decaimiento con o sin vómitos y pérdida del apetito.

2. Hemobartonelosis o anemia infecciosa: es una enfermedad producida por un hemoparásito (parasito de la sangre) que destruye los glóbulos rojos. Este parasito se contagia a través de las pulgas, por lo que es muy importante mantener de forma mensual el control de pulgas en nuestros gatos. Los síntomas más comunes en orden de gravedad son los siguientes: decaimiento o somnolencia, palidez de mucosas por la anemia, pérdida de peso, fiebre, coloración amarilla de ojos y mucosas por la liberación de bilirrubina al morir el glóbulo rojo.

3. Leucemia felina: produce una inmunodeficiencia y tiende a formar un tipo de cáncer asociado llamado linfoma. La leucemia se contagia vía placentaria de una madre infectada a los cachorros, y a través del contacto directo con otros gatos adultos infectados. Conlleva bajos niveles de recuperación y la sobrevida es corta, por lo que la prevención es fundamental a través de una vacuna desde los dos meses de vida. Los síntomas más comunes son: decaimiento y pérdida de peso progresivos, mala calidad del pelaje, infecciones grandes y/o recurrentes de distinto tipo, signos respiratorios, digestivos, etc, dependiendo de la aparición de linfoma en algún órgano vital.